Saltar al contenido

Cómo limpiar espejos sin dejar marcas

Como limpiar espejos sin dejar marcas

Tips para limpiar espejos y dejarlos completamente transparentes

Usando agua destilada

Un error muy habitual que solemos cometer al limpiar espejos es usar el agua que viene directamente del grifo. Ten en cuenta que este tipo de agua tiene una gran cantidad de cal, así como de otros elementos para que se pueda mantener potable. El problema de estos elementos es que enturbian el cristal.
Obviamente, no solo debes usar agua: Para diluir tu clásico limpiador de cristales usa agua destilada, nunca agua del grifo.

¡Cuidado con la espuma!

Otra clave básica para saber cómo limpiar espejos sin dejar marcas consiste en controlar la espuma. Si un producto tiene mucha espuma, será inevitable que dejemos manchas en el cristal.
La espuma nos sirve para acabar con las manchas más arraigadas pero nunca tenemos que pasarnos. Aplica siempre la mínima cantidad de jabón y evitarás problemas.

El mejor producto de limpieza

como limpiar espejos opacosLo cierto es que prácticamente cualquier producto limpiacristales te va a ayudar a dejarlos en buenas condiciones. Por ejemplo, si te estás preguntando cómo limpiar espejos opacos, puedes ir tranquilamente al supermercado y decantarte por el producto más barato. Siempre y cuando esté recomendado para el cristal, no habrá problema.
Pero es que incluso, si se nos ha acabado el producto de limpieza, no tenemos a mano otro y necesitamos limpiar cualquier cristal ya mismo, podemos recurrir al vinagre. Prepara una solución a partes iguales de vinagre y agua y aplica de la misma manera que usarías el limpiador tradicional.
No obstante, esto tan solo se debe de usar como último recurso: el vinagre no huele mal, pero tampoco bien si vamos a estar bastantes minutos por la zona.

Secado

En este punto es en el que solemos meter la pata; o bien no secamos correctamente la humedad del cristal o bien utilizamos elementos no adecuados.
No utilices toallas de papel: además de dejar marcas en el vidrio, poco a poco se van descomponiendo, dando lugar a pelusas muy complicadas de quitar. En lugar de ello, deberías decantarte por un paño de microfibra o por una escobilla de goma.
¿Pero sabes lo que mejor funciona? El papel de cocina o incluso, un puñado de periódicos. El papel tiene una gran capacidad absorbente, siendo capaz de dejar los cristales mejor de lo que te crees.

Pulido de cristal

El último consejo para que sepas cómo dejar espejos sin dejar marcas es pulirlos. Usaremos un producto especial para ello y un paño de microfibra seco o una gamuza.
Con esta guía, acabarás con cualquier tipo de mancha.